miércoles, 23 de febrero de 2011

CONCLUSIONES

Podemos concluir que la malnutrición o desnutrición en México es grave ya que por falta de nutrientes las madres o mujeres embarazas durante este periodo de gestación del neonato o por ignorancia de algunas mujeres que no saben cómo cuidarse durante y después de un embarazo dando como consecuencia que el producto sea de bajo peso y en casos fatales llegar hasta la muerte en casos severos de malnutrición.
Por otro lado la desnutrición ataca a todos sin distinguir raza ni sexo ya que a mí me paso y no simplemente una desnutrición si no cayendo en una enfermedad mortal a causa de la desnutrición severa que me fui ocasionando como es mi caso la anorexia nerviosa, así como esta patología hay muchas como: el marasmo, el kwashiorkor, bulimia, anorexia, etc.

Así como todas las patologías son mortales si no se atienden a tiempo por eso es muy importante ir con el médico para saber si no tenemos un bajo peso de nuestro peso normal.

DESNUTRICIÓN INFANTIL

Bogotá. El 26 de abril, en cumplimiento de la Ley 724 de 2001, se celebró en Colombia el Día de la Niñez y la Recreación. Es una oportunidad propicia para llamar la atención sobre la deprimente situación que afronta la niñez en Colombia en estos precisos momentos.

Aunque la Constitución reza que “los derechos de los niños prevalecen sobre los derechos de los demás”, la realidad es otra y no puede ser más desoladora. Recientemente se realizó la Encuesta Nacional de la Situación Nutricional en Colombia y las cifras que arrojó sobre la suerte que está corriendo la niñez son sobrecogedoras. El 12% de los niños colombianos menores de cinco años, el 12.6% entre cinco y nueve años y el 16% de aquellos que tienen entre diez y diecisiete años de edad, sufren problemas de desnutrición.
En muy buena medida ello obedece a los bajos ingresos familiares. Lo más grave no es la baja estatura a la que están siendo condenados irremisiblemente, sino que ello lo que denota es que todo su cuerpo ha crecido por debajo de su potencial, incluido el cerebro.

Como lo afirma Ángel Facundo, director de la Asociación Colombiana de Comedores Escolares, “Esto pone a ese niño en desventaja frente a otros de su país, pero también frente a los de otros países”. Como si lo anterior fuera poco, el 33% de los niños entre uno y cuatro años de edad sufren de anemia y en el caso de aquellos cuya edad oscila entre cinco y doce años llega a niveles tan alarmantes como el 37%. Más de la mitad de los menores de dieciocho años son anémicos. Ello es tanto más preocupante, puesto que en dicha edad están en  




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada